En tiempo récord se desarmó la guerrilla más antigua del Continente

La dejación de armas en Colombia fueron completadas a buen ritmo. Mejor que en los procesos de El Salvador, Guatemala y Mozambique, modelos exitosos de desmovilización según la ONU.

Haber dejado más de un arma por combatiente, es un logro mayor que cualquier proceso que se conozca: en Tayikistán, 1 arma por 3 combatientes; en Nepal, solo el 1 arma por 6 combatientes; en Guatemala, 1 un arma por 2 combatientes.

Durante el proceso de desarme se inutilizaron 8.994 armas de fuego.

De las cuales 6.177 eran fusiles de asalto, 28 fusiles de precisión, 274 ametralladoras, 13 sub ametralladoras, 6 escopetas, 1.817 pistolas, 170 revólveres, 268 morteros, 12 lanza cohetes y 229 lanza granadas.

Del total de armas inutilizadas, 7.756 fueron entregas a la ONU y 1.238 fueron incautadas en diferentes caletas.

Las Fuerzas Militares durante lo corrido del 2018 ha descubierto 157 caletas con 86 armas en otros lugares.

La dejación de armas se cumplió en 9 meses.

construccion-paz-dot-graph